lunes, agosto 19, 2013

Fin de semana bastante bueno.
Entre varias cosas andar en taxi rojo y negro por la ciudad a altas horas de la noche, comer un pastel enorme y mucho café, ir al cine, desayunar y cenar con buena compañía. Total reír y dejarse llevar por las casualidades que nos tiene la ciudad. Aprender a reconocer a los buenos amigos y a la gente que definitivamente a veces llega a tu vida para borrarte energía y hacerte saber que  ante todo la hipocresía y la mentira es su bandera. 

No hay comentarios.: