miércoles, abril 06, 2011

Estos ojos no podrían hablar del dolor, ese que se generó por la idea absurda al anclaje de algo que no existió, si bien tenia forma de mar, solo fue para golpear cada parte de este cuerpo.

No hay comentarios.: