lunes, abril 04, 2005

La ruta fue contraria, era necesario hacer mas tiempo el domingo, la cita era a la una.

Alto, en la esquina inquieta

Alto y delgado, sus ojos no me identificaron

Sigo, viceversa

No hay comentarios.: